Inaugura período de sesiones el HCD de Guatraché

El Intendente de Guatraché Leonardo Schenkel, dejará inaugurado hoy jueves 4 con el tradicional mensaje ante los concejales, un nuevo periodo de Sesiones Ordinarias del Honorable Concejo Deliberante.

La exposición del jefe del ejecutivo está prevista para las 21 horas, mientras que 30 minutos antes se procederá a la elección de las nuevas autoridades del Concejo para el corriente año.

A posteriori del discurso del Intendente, el Concejo tratará el siguiente órden del día:

1)     Lectura y consideración Acta Nº 525/09.-

2)     Lectura y consideración Acta Nº 526/09.-

3)     Lectura y consideración Acta Nº 527/09.-

4)     Nota del Sr. Omar Fetter, sobre solicitud de rectificación de error en Acta Nº 158/91.-

5)     Informe del Departamento Ejecutivo Municipal.-

6)     Varios.-

Leer mas
,

Un guatrachense desde Chile: “Cuando te mueven el piso”

Cuando te mueven el piso

Típica frase que describe la acción de un individuo que busca ocupar tu lugar o desbancarte porque se le ocurre. Generalmente uno se entera después.

Esta frase logra alcanzar ribetes insólitos cuando en realidad el piso se te mueve y te das cuenta simultáneamente que es así. Como pampeano y guatrachense estoy acostumbrado que el piso se mueva cuando pasa alguna tropilla chúcara al galope cerca de uno o una motoqueada pase en exhibición por la zeballos haciendo temblar los vidrios y las puertas.

Vivir la experiencia de un terremoto puede ser interesante si vivís para contarlo y afortunadamente, gracias a Dios, fue el caso de mi familia y de todos los amigos, colegas y miembros de la Iglesia Luterana en Chile.

Estábamos viviendo la época del festival de Viña y la noche del viernes era la mejor, incluso fue la que con mayor rapidez se agotaron las entradas. Es que actuaba Arjona. Durante el día hubo una pequeña discusión de Arjona con los organizadores en relación al horario de actuación. A él lo habían puesto para actuar más o menos como a la una y media de la madrugada lo que significaba terminar bien entrada la idem. El no quería esto por el tipo de espectáculo que presentaba, el armado de la escenografía y porque era demasiado tarde. Así que, siendo el artista top en este festival lo consiguió. La noche estaba preciosa porque había una luna llena espectacular y el espectáculo fue maravilloso. ¿Por qué cuento esto? Porque si hubiera actuado en el horario original estaríamos lamentando miles de víctimas producto de una avalancha. El festival esa noche terminó antes y justo cuando salió el último espectador vino el terremoto. Eso fue a las 3.36 de la madrugada. De hecho, los animadores del festival  aún estaban en camarines.

 

Mi familia ese día estaba desparramada. Yo en casa con mi hijo menor Carlos Jr., mi esposa Nori en un paseo con los profesores del colegio en unas cabañas de la costa y mi hijo mayor en casa de su tía porque había “trabajado” según él, de promotor esa noche. Vimos la presentación de Arjona que terminó como a la una de la mañana y nos fuimos a dormir.

A las 3.36 de la mañana (la hora te enterás cuando te la dicen los encargados del sismógrafo) la tierra comenzó a temblar. Chile es un país sísmico por lo que es normal que la tierra tiemble. Uno está más o menos acostumbrado a eso entonces no salís corriendo sino que abrís un ojo y lo empezás a calibrar. La mayoría de las veces comienza con un ruido subterráneo, se mueve de a poco, dura unos segundos y se queda piola. Cerrás el ojo que abriste y seguís durmiendo.

En este caso comenzó fuerte por lo que me levanté, ridículamente me puse los pantalones por si había que salir picando de casa y fui caminado hacia una posición segura, es decir, debajo del marco de una puerta. Puedo decir que es bastante complicado ponerse los pantalones cuando hay un terremoto. Resultaba difícil caminar y no paraba el sismo. Carlos Jr. Bajó de su pieza y asomó por la escalera. Como primera frase hago una pregunta retórica: Che, ¿parece que esto es terremoto no? Mi hijo chileno respondió como tal ¡Yo cacho! Lacónica respuesta que significa en español “me parece que sí”. Acto seguido nos seguimos agarrando del marco de la puerta y mirando como se movían las paredes. Podíamos ver gracias a la luz de la luna porque se cortó la corriente. Bueno, además no habíamos prendido las luces porque no se te ocurre hacer eso cuando tiembla de la manera que temblaba. Yo esperaba que la casa se empezara a partir en pedacitos aunque estaba seguro que no se iba a caer. Se podía romper y trizar pero no caer. Aunque pasando los segundos me había entrado la duda. Duró como tres minutos que parecen horas. Terminado el terremoto nos miramos con mi hijo y dijimos “parece que zafamos”.

Realmente no pensás mucho en ese instante sino mas bien mirás y vivís con la adrenalina a full el momento. Todos tus sentidos están alertas para tomar las decisiones que te permitan sobrevivir. En mi caso fue agarrarme de algo y mantenerme en pie lo que era bastante difícil.

Uno se pone a pensar después que te estás agarrando de cosas que también se están moviendo. No hay nada quieto o firme. En realidad te agarrás para seguir el ritmo. Salimos de la casa para ver como había quedado el barrio. Toda la gente hizo lo mismo. Allí nos cercioramos de que todos estaban bien. La estructura de nuestra casa resistió bien. Realmente era antisísmica.

Luego entramos y tratamos de conseguir velas o algo para ver. Mi hijo usó la luz del celular para verificar daños internos. Ahí nos enteramos que se habían roto unos adornos y nada más. La heladera había iniciado un viaje por la cocina aunque bastante corto. Chequeamos los servicios básicos para ver que había gas, cosa muy extraña porque debería cortarse automáticamente por seguridad, no había luz, teléfono ni agua. Luego encendimos las velas y nos quedamos un rato despiertos tratando de encontrar una de las tres radios a pilas que tengo y que misteriosamente no aparecían. Tampoco linternas. Así que nos fuimos a acostar ya que no nos podíamos comunicar ni escuchar radio para ver qué había pasado. Sabíamos y esperábamos que hubiera más temblores porque eso sucede siempre. Son menores al primero pero no dejan de ser fuertes. Y efectivamente hubo como tres o cuatro réplicas más en el transcurso de dos horas. Igual nos fuimos a dormir y esperar que amaneciera. A las seis y media de la mañana recibo el primer llamado de un colega de Santiago para decirme que estaban todos bien aunque asustados. Luego llama mi señora avisando que estaba bien y mi hijo que también había sobrevivido. El estaba en un edificio de departamentos aunque en el segundo piso.

A las 7 de las mañana encontramos una radio para informarnos y comenzamos a darnos cuenta de a poco que había pasado. Nos enteramos de la magnitud del terremoto en las distintas partes del país: 8,8 en la escala de Richter en Concepción y 7,5 en Viña y Valparaíso donde vivo. No teníamos televisión por lo que no vimos imágenes de nada hasta mas o menos la 7 de la tarde.

No había noticias del lugar del epicentro. No se podía comunicar nadie. Nos fuimos enterando de a poco y ni siquiera sabíamos que había habido un maremoto en la costa.

Yo fui a verificar que las cosas en el colegio e iglesia donde trabajo estuvieran bien. No pasó nada. Todos estaba como si no hubiera habido un terremoto. Yo creía que en todo Viña había sido así aunque sabía que en Valparaíso podrían haber mayores daños debido al tipo de construcción mucho mas antiguas que en Viña.

Una vez reunida la familia dimos gracias a Dios porque todos habíamos sido protegidos de manera increíble. No se nos cayó ni un pelo. Estuvimos en medio de una catástrofe y pasamos como si hubiéramos estado en un día de campo.

Durante el día fui recibiendo reportes de los pastores de la iglesia luterana de los distintos lugares confirmando que no había habido heridos ni pérdidas materiales entre los miembros de la iglesia en ningún lugar. Durante el día traté de comunicarme infructuosamente con Guatraché para avisar que estábamos bien. Sólo lo pude hablar unos 15 segundos antes de que ser cortara y alcancé a decir estamos todos bie, eso fue como a las 16,00 hrs.. Después sólo via skype pude comunicarme a las 7 de la tarde ya que los teléfonos estaban totalmente colapsados. Cuando tuve internet comenzaron a aparecer los correos de todas partes del mundo solicitando información y ofreciendo ayuda para los damnificados. Por lo tanto convoqué a una reunión de emergencia para el lunes donde elaboramos una estrategia para por un lado coordinar la ayuda del exterior y por otro para hacerla efectiva. Hemos buscado familiares o personas conocidas para establecer contacto en la zona del epicentro con la finalidad de viajar hasta allí y conocer en terreno qué tipo de ayuda brindaremos tanto en el plazo inmediato como en el proceso de reconstrucción.

La zona del epicentro corresponde a la región del Bio Bio, se llama así por el río del mismo nombre y la zona del Maule. Allí se concentran la mayor cantidad de víctimas y daño estructural en carreteras, edificios y casas.

Esa zona había sido visitada por mi señora y mi hijo menor hacía dos semanas atrás. Habían ido de paseo y fueron a Concepción, luego a una localidad de 10.000 habitantes llamada Tirua y más tarde a una pequeña isla llamada Mocha a la que se llega por avioneta en un viaje de 15 minutos. Isla Mocha tiene 500 habitantes. Precisamente Tirua e isla mocha fueron arrasadas por el maremoto. Tirua prácticamente fue borrada del mapa. En Isla mocha la gente perdió todo pero conservó su vida. Nosotros tenemos las fotos de esa gente compartiendo su casa  y sus historias. Tenemos videos de momentos compartidos hace dos semanas atrás. Esas casas, animales, etc. Se los llevó el mar. El desastre cobra una dimensión distinta cuando detrás hay rostros e historias cercanas.

Hoy martes 2 de marzo recorrí Viña del Mar. No un sector pobre sino ese que está cerca de la playa con edificios de departamentos caros. Es increíble el daño que sufrieron esos edificios. Hay 12 de ellos que hay que derrumbar. Algunos se inclinaron demasiado, otros se doblaron los fierros de los pilares, etc. Muchos de ellos son nuevos.

El terremoto se vive distinto en una casa que en un edificio. Cuánto más alto estás más se mueve. Hay un sistema de construcción que coloca la base de los edificios sobre rodillos de acero. Cuando tiembla el edificio se mueve bastante pero no se quiebra ni cae. Por eso los que más susto pasaron son los que viven en departamentos. Esos no quieren subir más.

Durante todos estos días hemos tenido réplicas. Temblores suaves. Esto sucede dos o tres veces por día y seguirá un tiempo más tal vez durante un mes.

El pueblo chileno está sufriendo mucho esta catástrofe. Es un pueblo acostumbrado a los terremotos. El más grande del mundo fue en el año 1960 y en Valdivia, un poco más al sur de donde ocurrió ahora. Ese fue de 9,5 grados. Ese es un nivel de cataclismo. El nivel de cataclismo significa que no queda nada en pié. Hubo un maremoto asociado que colocó a un barco arriba de un cerro hasta el día de hoy. En el colegio que administro trabaja una persona que estuvo en ese terremoto cuando niña. Este de 8,8 grados es el séptimo más violento. Sin embargo estas son heridas que demoran en sanarse desde lo físico, sicológico y material. Al principio, con la poca información que se tenía se pensaba que no iba a ser necesaria la ayuda mundial. Hoy, con lo que se puede ver y se sabe, sin ayuda será imposible levantarse. Esto fue un mazazo que abarcó mucho y si bien las víctimas podrían considerarse “pocas” comparando con Haití, hay un millón y medio de viviendas muy dañadas, tres millones de damnificados y un daño en carreteras e infraestructura en general que dándole con todo no alcanzarán cuatro años para recuperarse.

Después de juntar los pedazos y barrer hay que reconstruir a todo nivel en lo personal y material.

Eso es un proceso que lleva tiempo. Hay dolor pero también hay esperanza.

 

Algunos datos interesante para destacar sobre este terremoto:

Cubrió una extensión de 1,600 kilómetros.

No se anunció oportunamente y hasta se negó el peligro de maremoto lo que les costó la vida a muchas personas.

Es notorio el cambio social que puso de manifiesto este terremoto. En el año 1985 hubo con epicentro en Valparaíso, allí, cuentan los que lo vivieron, la gente se ayudaba mutuamente y hubo una solidaridad destacadísima. 25 años después nos toca presenciar saqueos a supermercados y tiendas, asaltos a los vehículos de ayuda, robos a casas dañadas. La calidad humana se deterioró de manera muy significativa y la sociedad en su actitud tuvo un retroceso muy fuerte. Todos en Chile están sorprendidos y no lo pueden creer. Esto ha pasado en Santiago, en Viña y en el lugar más afectado. Los vecinos se arman para proteger sus propiedades.

Una de las cosas que la gente pedía a gritos era que la presidenta llamara a las fuerzas armadas para que hubiera seguridad y no hubiera saqueos. Se demoró demasiado en hacerlo y eso permitió la escalada de la anarquía en esos lugares. A esto se lo está llamando el segundo terremoto. La gente está padeciendo más por esta inseguridad y violencia que por el terremoto. Las familias van a rescatar a sus familiares para sacarlos de la zona.

Hay racionamiento de nafta. Mucha gente que estaba de vacaciones allí y que nos les pasó nada no puede volver porque no tiene nafta.

El maremoto causó más daño que el terremoto.

 

Para terminar. Chile es un país próspero pero esforzado. Hay mucha gente que sin el terremoto vive mal. Los sueldos son bajos, la educación tiene muchos problemas y el costo de la vida es alto. La gente está muy esperanzada por el cambio de gobierno aunque seguramente esto representará un desafío enorme para quienes vengan. Chile ha ido madurando muy bien en lo político y se piensa más en un proyecto de país que en el partidismo, esto último, sin volverse locos. El tiempo social que se interpretaba iba a vivirse era de la llamada segunda transición. La primera: del gobierno militar a la democracia y la segunda: del subdesarrollo al desarrollo. Este país intentaba con mucho fundamento dar pasos seguros en esa dirección del desarrollo. La naturaleza dio su palabra y como siempre….Dios dirá la última.

 

Carlos Schumann

Leer mas

Sorpresa en Guatraché por la aparición de dos ex-vecinos en el listado de “buchones” de la dictadura

Gran sorpresa en Guatraché causó la noticia de la publicación de la lista de los pampeanos “buchones” del Ejército durante la última dictadura, en la que se incluye a dos ex-vecinos de nuestra localidad.

Se trata de Ricardo Juán Bernatené y de su hermana Zulma Graciela Bernatené integrantes de una familia conocida en Guatraché, tanto que su madre Luisa Barroso de Bernatené es una recordada y apreciada maestra que ejerció en la década del ´50 en las escuelas nº 60 de nuestra localidad, donde entre 1951 y 1955 fué vicedirectora y durante los dos años siguientes estuvo a cargo de la dirección y posteriormente en la escuela nº 149 de Remecó donde se habría jubilado como docente.
La familia Bernatené se completaba con su padre Miguel, de profesión taxista y el hijo restante Miguel Roberto Bernatené, quién en los registros de la Escuela 60, –www.escuela60guatrache.com.ar– figura como egresado en el año 1957 de 6º grado “A”.
Miguel Roberto, hoy radicado en Santa Rosa, dirige un estudio profesional y habría sido socio en el  mismo con el ex-diputado Emir Orlando Di Nápoli (ya fallecido).
Según el trabajo de Rubén Evangelista, “Historia del cancionero folklórico contemporáneo de La Pampa“, una verdadera enciclopedia del folklore pampeano de 420 páginas, entre 1976 y 1983, Miguel habría sido colaboracionista de la dictadura y tenido un paso “poco feliz” al frente de la intervención de LU33 Emisora Pampeana. (ver abajo). 
En lo que respecta a Ricardo,  se decribe su biografía como nacido en Naicó el 7 de Octubre de 1948 y radicado en la sureña 25 de Mayo a mediados de los ´70, y lo presenta como un “conocido guitarrista autodidacta, de extensa trayectoria artística labrada sobre innumerables escenarios de su provincia y de distintos puntos del país”, además de editar su propio disco en el 2006.
En Guatraché, Ricardo habría vivido en la década del ´50 y en la actualidad residiría en la localidad pampeana de 25 de Mayo.
En tanto, Zulma, la hermana menor, que se alejó a muy corta edad de Guatraché, residiría actualmente en la ciudad capital, Santa Rosa.
Al menos dos de los hermanos conservarían numerosos amigos y conocidos por estos lares, quienes hoy se encuentran mas que “sorprendidos” por ésta noticia.
La revista Veintitrés publicó un documento demoledor y harto valioso por su contenido: el listado de las miles de personas que decidieron colaborar con el gobierno militar como agentes de inteligencia, y que actuaron en todo el territorio nacional.
Los mismos han sido cómplices en la mayoría de los casos de secuestros, torturas, asesinatos y desapariciones.
Por lo menos 39 de esas personas, actuaron como “buchones” en La Pampa y entre ellos, según el propio documento, los hermanos Ricardo y Zulma Bernatené.
Vale aclarar, que se denominaban “buchones” a las personas que delataban a familiares, a compañeros de trabajo o a sus amigos de la facultad sólo porque estaban en contra del régimen militar que gobernó el país entre 1976 y 1983.
El diario provincial “La Arena” en su edición del miercoles 24 refiere que los al menos 39 civiles delatores pampeanos, cumplieron funciones en el Destacamento de Inteligencia 161 entre los años 1982 y 1983, cuando se instaló en La Pampa ese organismo.


Foto: Diario Fisgón.

Esa nómina fue requerida a las Fuerzas Armadas por el juez federal porteño Ariel Lijo para su investigación sobre delitos de lesa humanidad en los que están involucrados personal de Inteligencia. El magistrado consideró que el Batallón 601 fue un “engranaje de relevancia para el accionar de la dictadura y la concreción de crímenes de lesa humanidad”.
Allí figura el Personal Civil de Inteligencia (PCI) reclutado para infiltrarse en sindicatos, universidades, organizaciones políticas y sociales con el fin de recabar información para el Ejército. En la jerga del espionaje castrense, a esos colaboradores se los denominaba Agentes de Reunión y Agentes de Producción. Luego estaban los Analistas -o agentes de apoyo y procesamiento- encargados de clasificar los informes, en tanto los que podían ser utilizados en los operativos recibían la clasificación de Agentes de Seguridad. El resto eran empleados con categorías menores, que oficialmente figuran como “auxiliares” o “dactilógrafos”.
En ese listado de los “buchones” pampeanos hay desde nombres que ya se sospechaba en el ámbito periodístico que habían participado en tareas de espionaje interno y de sus vinculaciones con el Ejército, hasta personal que trabajaba, según indica el informe, de mozo.
La idea de contar con civiles que hicieran de “buchones” fue tomada por la escuela francesa, que capacitó a los militares argentinos en la llamada guerra psicológica contra la subversión. Uno de sus mayores teóricos fue el teniente coronel Roger Trinquier, que basó sus métodos de intrusión en la vida social para obtener datos, luego secuestrar, torturar y asesinar, de la experiencia francesa en Argelia.

Hasta el momento no hubo ninguna desmentida ni aclaración sobre el tema, de parte de los hermanos Bernatené.

A continuación, copia de cuatro páginas del excelente trabajo de recopilación histórica de Rubén Evangelista sobre nuestro folklore, y en el cual hace referencia a la gestión del contador Miguel Bernatené al frente de LU33 Emisora Pampeana.

Leer mas
,

Las gastadas de los hinchas de la estrella inundaron el facebook

No, no fué un Boca-River donde se despilfarran fortunas en la pegatina de afiches con el fín de “gastar” al rival que le toca perder.

Fué un clásico pueblerino, pero de esos que se viven con la misma pasión. Y que ésta vez le tocó ganar a Pampero cuyos fans inundaron las redes sociales con “cargadas” a sus tradicionales rivales del globito.

El facebook fué la preferida, donde se destacan un par de gráficos que hacen alusión a su tradicional rival.

 

 

Pero como el fútbol siempre dá revancha, será cuestión de esperar poco más de un mes para que los fanáticos del globo preparen su “artillería gráfica” esperando la victoria de su equipo que les permita “gastar” a los hinchas de su eterno rival. 

Por lo que se ve, ingenio y creatividad es lo que sobra. Y seguro, de ambos lados.

Leer mas
,

Pampero se quedó con el clásico

En un partido mas peleado que jugado, donde ninguno de los dos equipos logró adueñarse  del balón, Pampero sacó diferencia por su poder ofensivo.

Durante la primer mitad no hubo muchas situaciones de peligro en ningún arco, sin embargo en la segunda etapa el visitante logró concretar una de sus llegadas al arco defendido por Agustin Acostas, luego de una definición contra el ángulo inferior derecho de Cristian Klobertanz.

A pesar de la ventaja, la Estrella no pudo cerrar el partido y Huracan mantuvo esperanzas de llegar al empate hasta el final del juego.

Desborde de Facundo Ledesma que terminaría en gol de Pampero.

Ficha del Partido

Huracán: Agustin Acostas – Juan Cuesta, Claudio Pabon, Matias Lincor, Nicolas Pastor (c) – Facundo Rodrigo, Brian Wiedeman, Ignacio Merlano, Juan Ludueña – Cristian Lehr y Lucas Gonzalez. Cambios: Mauro Kiser por Ignacio Merlano. DT: Juan Carlos Nanni.

Pampero: Kevin Klobertanz – Ariel Grassman, Luis Frank, Maximiliano Schoreder, Facundo Ledesma – Rodrigo Ruppel, Gabriel Rousillon, Andres Ledesma – Bruno Quaranta, Enzo Gaiger y Cristian Klobertanz. Cambios: Paul Ponce por Bruno Quaranta. DT: Horacio Azzolini.

Cancha: Huracan.

Reserva: Huracan 3-3 Pampero.

Resultados Completos

Zona “A”

Gimnasia y Esgrima 0-0 Union (Villa Iris)

Club Darregueira 1-0 Rampla Juniors

GOL: Fabricio Stork -penal-

Zona “B”

Huracan 0-1 Pampero

GOL: Cristian Klobertanz

Deportivo Alpachiri 2-2 Union (Campos)

GOLES: Denis Simón y Edgar Macchi; Enzo Sobles y Rafael Merlo.

Zona “C”

Sportivo y Cultural 2-0 Union (Bernasconi)

GOLES: Diego Schlaps y Cristian Payella.

Deportivo Independiente 2-1 Villa Mengelle

GOLES: Luciano Tourn; Rafael Graff y Joaquín Rivero.

Libre: Recreativo Abramo.

Las posiciones

Zona A: 1) Club Darregueira, 3 puntos; 2) Gimnasia Darregueira y Unión, 1; 4) Rampla Juniors, 0. Zona B: 1) Pampero, 3; 2) Deportivo Alpachiri y Unión de Campos, 1; 4) Huracán, 0. Zona C: 1) Sportivo y Cultural e Independiente, 3 puntos; 3) Villa Mengelle, Bernasconi y Abramo, 0.

La próxima fecha (2ª): zona A, Unión de Villa Iris – Rampla Juniors; Club Darregueira – Gimnasia. Zona B, Unión de Campos – Huracán; Pampero – Deportivo Alpachiri. Zona C, Bernasconi – Villa Mengelle e Independiente – Abramo. Libre: Sportivo.

Leer mas